miércoles, abril 27, 2011

Uso torticero de mi Blog



Resulta que un ciudadano le formuló una pregunta a su alcalde en un encuentro digital que tuvo éste hace tiempo.

La pregunta:

JOSÉ MANUEL M. LIMIA:
Le transcribo un breve párrafo de informaciones contenidas en mi bitácora en relación con la aparición de restos arqueológicos por los que está imputado:
En 2004, comenzando las obras de la Urbanización Jardines de Gerena, aparecen unos restos arqueológicos que un vecino pone en conocimiento de Jacinto Pereira. El alcalde lo notifica inmediatamente a la Delegación Provincial de Cultura. Por su parte la constructora también notifica los hallazgos a la autoridad competente. Se personan a inspeccionar dichos hallazgos el arqueólogo de la Delegación y otro grupo de arqueólogos oficiales (no especificado a qué administración pertenecen). Se hacen las prospecciones correspondientes por los especialistas y llegan a la conclusión de que los restos encontrados son de menor importancia y no deben afectar a la continuación de las obras.
La pregunta es: ¿cuáles son y dónde están los documentos oficiales que
demuestran esta actuación? Gracias y saludos.


La "respuesta":

JACINTO PEREIRA:
José Manuel: Como sabrá, este asunto ha sido archivado por el juez hace varios días, que era la consecuencia lógica de una estrategia para mí inmoral del IPGE y el señor del Valle para derribarme, como dije en su día. Usted pensó entonces que yo estaba dando poca información; si lo hice así fue porque no quería seguir el juego a estas personas que han pretendido destruirme a base de mentiras y calumnias.
Toda la documentación que nos han pedido está, por supuesto, en manos de la Justicia, y es la que supongo que ha sido concluyente para el fiscal y para el juez.
Ahora que la Justicia ha hablado, confío en que se disipen las dudas que usted afirma tener y toda sombra de sospecha, porque ¿creemos o no creemos en la Justicia? Por ahí debemos empezar. Saludos.
........... ............... ...................... ........................

Mi pequeño análisis:

¿Negó el Sr. Alcalde que aparecieron restos arqueológicos?: NO

¿Negó el Sr. Alcalde que fueran unos arqueólogos a comprobar la naturaleza de los restos?: NO

¿Contestó el Sr. Alcalde a la pregunta de este ciudadano? (Esto; allá cada uno)


Y sigue mi pequeño análisis:

Decía la respuesta del alcalde: "¿Creemos o no creemos en la Justicia? Por ahí debemos empezar."

Buena pregunta. Sí señor. Aunque, llegado el lugar, todos responderíamos: "!Hombre! depende de lo que diga la Justicia".

Dijo la Justicia: "No se pudo demostrar la existencias de los restos". (También alguien dijo que el movimiento se demuestra andando)

A estas alturas de la película, no tenía pensado escribir más del asunto, pero hay elementos cansinos que se empeñan en recordarnos, una y otra vez, que todo quedó cerrado y que encima, aquellos que desconfiamos en su día deberiamos, incluso, pedir perdón por no haber demostrado mayores dosis de fe.


Por cierto.... ¿Se podría saber si se modificaron o no los cimientos proyectados, en el momento de la ejecución, para que fueran losas de hormigón en lugar de pilotes, y así no tener que profundizar más? Si fue así ¿por qué? ¿Fue aquella información que se dio, a propósito del cambio del tipo de cimentación, una leyenda urbana?

Y como diría Iker; ¿existen o no existen los arqueólogos fantasmas? (Creo que y
a está saliendo por aquí, sin proponérmelo, mi sección de los "palitos a la burra")


No es nada personal, sólo que no me gusta que me tomen, torticeramente, por imbécil.

Etiquetas:

2 comentarios:

Anonymous jmmlimia ha dicho...

Bueno, seré otra vez el pesado que abra el fuego de los comentarios, en este caso, además, por alusión personal.

No tengo que explicar nada a nadie que no esté recogido en mi bitácora a este respecto, incluso he pedido disculpas (sin necesidad de ello) por posibles salidas de tono (que no existen). Por cierto es evidente que la idea de "disculparse" para el Sr. alcalde (Jacinto Pereira) es inexistente.

Pero, lo único importante aquí es que, la pregunta sigue en pie y nadie la responde. ¿Levantaron esos arqueólogos a los que llamó el alcalde algún informe? ¿Escribieron algo en algún sitio? ¿Tomaron alguna nota? ¿Hicieron alguna fotografía? ¿Alguna cata? ¿Se llevaron alguna muestra? ¿Qué vieron para que no les pareciera relevante? ...

Como escribió Eliot: "Yo no entiendo mucho de dioses". Y debe ser que los dioses del PsoE requieren fe inquebrantable y, desde luego, no están para responder preguntas de viajeros descreídos, como tú o como yo. Es una pena, que espero que paguen, porque la justicia siempre dependerá del concepto previo de la verdad y mientras que no se responda a esta pregunta la verdad está aquí muy resentida.

28 de abril de 2011, 8:41  
Blogger La sonrisa de Hiperión ha dicho...

Estupendas todas las fotos. Siempre un placer pasar de nuevo por tu casa.

Saludos y un abrazo.

30 de abril de 2011, 15:22  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal